Dra. Loreley García  


Compartir:
Cómo prevenir lesiones de niños de 2 a 3 años

A partir de esta edad los niños son muy autónomos, pero aún no saben reconocer los peligros. Imitan a los adultos pero no pueden asumir ciertas responsabilidades como salir a la calle o jugar solos en ella, quedarse solos en casa o acompañar a hermanos menores. No son capaces de conocer y poner en práctica las normas de seguridad más básicas.

Algunas recomendaciones a esta edad:

Para evitar asfixia:

-    Enseñar a sentarse a la hora de la comida y a masticar bien los alimentos.

Para evitar heridas:

-    Observar con frecuencia que los juguetes no estén rotos, no tengan aristas cortantes ni ángulos puntiagudos o piezas flojas. 

-    Enseñar a no ponerse los lápices en la boca mientras se está dibujando o pintando.  

Para evitar ahogamiento:

-    No dejar al niño solo y sin supervisión cerca de bañeras, estanques, piletas, pozos, cisternas, albercas, lagos, playas y ríos. Se estima que un niño de esta edad puede ahogarse en un recipiente con una altura no mayor a 20 centímetros. 

Para evitar quemaduras:

-    No tomar bebidas calientes cuando se sostiene al niño, ya que cualquier movimiento brusco podría derramar su contenido sobre él.

Para evitar caídas:

-    No jugar en lugares cercanos a ventanas y balcones sin protección, así como evitar que suban escaleras o trepar árboles sin supervisión.

Todos los niños de dos o más años, o aquellos menores de dos años que superaron el tamaño indicado para viajar en el auto “mirando hacia atrás”, deben usar igualmente el Sistema de Retención Infantil (SRI), aunque ahora lo podrán hacer mirando hacia adelante y sujetados por un arnés.