Dra. Loreley García  


Compartir:
Cómo prevenir lesiones en niños de 1 a 2 años

Entre el año y los dos años los niños se caracterizan por ser curiosos; tocan todo y llevan a la boca. Les atrae mucho los objetos que sobresalen, los huecos y las hendiduras, así como los enchufes y tomacorrientes. 

La adquisición de habilidades como caminar, trepar, correr o saltar lo ponen en riesgo de afrontar caídas, heridas, vertimientos de líquidos calientes, entre otros. A medida que aumenta la movilidad del niño crecen las situaciones peligrosas.

Algunas recomendaciones para esta edad: 

Para evitar caídas:

-    Bloquear las escaleras con pequeñas puertas o cercas. 

-    Cerrar con llave las puertas que conduzcan a sitios peligros como la cochera o el sótano.

Para evitar quemaduras: 

-    Colocar tapas de seguridad en todas las tomas de corriente de la casa. 

-    Mantener los artefactos eléctricos de la cocina, la plancha y los calentadores lejos del alcance del niño. 

-    Acomodar las asas de las ollas, cacerolas y sartenes en la cocina de tal manera que el niño no pueda alcanzarlas. Si es posible, colocarlas en las hornallas traseras.

Para evitar heridas:

-    Guardar objetos filosos y puntiagudos (como tijeras, cuchillos, corta uñas, navajas de afeitar, lápices y bolígrafos) en un lugar seguro.

Para evitar intoxicaciones y envenenamiento:

-    Guardar en lugares inaccesibles (preferente en lugares altos y bajo llave) los medicamentos, detergentes y venenos.